An Innovative vision in Sport training

IMPORTANCIA DEL FOCO DE ATENCIÓN EN EL ENTRENAMIENTO DEPORTIVO.

Posted by on / 0 Comments

Frente a una determinada circunstancia, personas diferentes pueden decidir actuar de manera distinta. Esto está relacionado con la manera en que cada persona percibe la situación. A su vez, lo que se percibe depende de la orientación de nuestra atención. Así pues, la dirección de nuestra atención determinará nuestra manera de actuar.

Atención se puede definir como un aumento de actividad neuronal provocada por la selección de un estímulo o por la detección de un estímulo novedoso desde el medio ambiente. Cuando se centra la atención en un estímulo, las neuronas producen un aumento en su frecuencia de disparos, lo que ocasiona un mayor reclutamiento neuronal. En este proceso participan dos circuitos neuronales: frontal-parietal (TOP-DOWN) en la selección de un estímulo y parietal-frontal (BOTTOM-UP) en la detección de un estímulo novedoso. La corteza parietal se encarga de dirigir la atención hacia un lugar específico, mientras que la corteza frontal realiza el control ejecutivo de la atención (Ruiz-Contreras, Cansino, 2005).

Para el aprendizaje de una habilidad motora es necesaria la atención. Existen dos posibles focos de atención: interno (dirigido hacia la coordinación del movimiento) y externo (enfocado en el efecto que produce el movimiento). Los entrenadores mediante el uso de instrucciones y feedback pueden orientar el foco de atención de los atletas. Hay claras evidencias que demuestran que el uso de un foco de atención externo muestra ventajas en el aprendizaje de una tarea motora (Wulf, Eder & Parma, 2005).

No todos los deportes están expuestos a las mismas condiciones ambientales, hay algunos que se practican en condiciones ambientales relativamente estables como natación, tiro libre en basquetbol. Otros en cambio, presentan condiciones ambientales inestables (como  deportes de pelota en los cuales los compañeros de equipo o los adversarios cambian constantemente  de posición, o también deportes que se practican al aire libre donde las condiciones climáticas pueden cambiar durante la ejecución de la actividad). Se hicieron experimentos en deportes en condiciones ambientales estables e inestables para comprobar la eficacia de los focos de atención. La conclusión fue que un foco de atención externo proporciona mayor precisión en el desempeño en ambos tipos de condiciones ambientales (Maddox, Wulf, Wright, 1999).

¿Cuál sería la explicación posible para que un foco de atención externo beneficiara el aprendizaje? Bill Prinzmetal, profesor de psicología en la Universidad de California escribió: el cerebro sabe alcanzar un objetivo de manera eficiente, pero es muy malo siguiendo conscientemente un plan. El foco externo actúa dando al cuerpo un objetivo a alcanzar y deja la coordinación del movimiento en un nivel inconsciente. Hay estudios que remarcan la importancia del control TOP-DOWN en el rendimiento motor del atleta experto. Al parecer, un foco de atención interno produciría restricciones en este sistema TOP-DOWN, lo cual perjudicaría el aprendizaje (Lohse, Sherwood, 2011).

Aunque el foco externo es más efectivo para la mayoría de las personas, algunos individuos prefieren un foco de atención interno y podrían beneficiarse más al adoptarlo. Con el objeto de averiguar si existen diferencias individuales respecto a la elección de un foco externo o interno, se realizó un estudio en el cual se dejó elegir el foco de atención a los participantes (Wulf, Shea & Park, 2001). El resultado fue que: La mayoría de los atletas (16 de un total de 20) eligieron un foco externo y obtuvieron un mejor rendimiento deportivo.

Los coaches, profesores y psicólogos terapistas no solo dan instrucciones, sino que también suelen utilizar feedbacks acerca del desempeño del atleta. Estos feedbacks tienen por finalidad ayudar a corregir los errores y guiar al atleta hacia el movimiento correcto. Estos feedbacks también influyen en el foco de atención del atleta (Salmoni 1984, Schmidt, 1991). Salmoni propone la hipótesis de orientación, en donde dice que el feedback guía hacia el correcto movimiento, pero si este feedback es demasiado frecuente podría tener efectos negativos. El aprendíz podría convertirse en dependiente de este feedback y perjudicaría el procesamiento intrínseco asociado con el movimiento. Otro factor a tener en cuenta es el momento adecuado para dar el feedback, ya que se ha demostrado que cuando es provisto al mismo tiempo que el movimiento resulta perjudicial para el aprendizaje (Park, Shea & Wright, 2000). En estos casos se bloquea el procesamiento de feedback intrínseco.

Shea (1999) hizo un experimento para comparar el aprendizaje producido entre aprendices que no utilizaron feedback, otros con feedback con foco de atención externo y otros con feedback con foco de atención interno. Llegó a las siguientes conclusiones: los dos grupos que recibieron feedback mostraron más efectividad que los grupos sin feedback adicionales. El grupo con foco de atención externo fue más ventajoso frente al grupo de foco interno de atención. Así, la utilización de feedbacks  e instrucciones que guíen al aprendiz hacia un foco de atención externo beneficiará el aprendizaje de la tarea motora.

DE LA TEORÍA A LA PRÁCTICA…

Necesitamos atención para aprender. Los entrenadores pueden dirigir la atención de los aprendices mediante las instrucciones y feedbacks. El uso de focos de atención externos beneficia el aprendizaje.

¿Cómo crear focos de atención externos?

Utilizar instrucciones y feedbacks dirigidos hacia el efecto del movimiento, usando referencias externas al cuerpo (por ejemplo: cómo debería girar la pelota, la ubicación del palo de golf, la parte de la pelota que debería contactar con el pie, la trayectoria que debería seguir la pelota, la diana, punto de de impacto entre la pelota y la raqueta o el palo de golf).

¿Cuándo es el mejor momento para dar feedbacks?

Evitar dar los feedbacks durante el movimiento, mejores resultados se obtienen cuando el feedback es dado al finalizar el movimiento.

Intentar no dar una cantidad excesiva de feedbacks.

¿Has tenido oportunidad de comprobar los beneficios otorgados por el foco de atención externo en el aprendizaje motor? Estaremos encantados de recibir tus comentarios o preguntas. silvina@elitennis.com

 

REFERENCIAS:

Maddox, M.D., Wulf, G., Wright, D.L. (1999). The effects of an internal versus external focus of attention on the learning of a tennis stroke. Journal of exercise psychology, 21.

Lohse, R., Sherwood, D. (2011). Defining the focus of attention: Effects of attention on perceived exertion and fatigue. Frontiers in psychology, 2, 232.

Park, J-H.,Shea, C.H. & Wright, D.L. (2000). Reduced frequency concurrent and terminal feedback: A test of the guidance hypothesis. Journal of motor behavior 32, 287-296.

Ruiz-Contreras, A., Cansino, S. (2005). Neurofisiología de la interacción entre la atención y la memoria episódica: revisión de estudios en modalidad visual. Revista Neurología, 41, 733-743.

Salmoni, A.W., Schmidt, R.A. & Walter, C.B. (1984).Knowledge of results and motor learning: A review and critical appraisal. Psychological bulletin, 95, 355-386.

Shea, C.H., Wulf, G. (1999).Enhancing motor learning through external-focus instructions and feedback. Human movement science18, 553-571.

Schmidt, R.A. (1991). Frequent augmented feedback can degrade learning: Evidence and interpretations. In J. Requin & G.E. Stelmach (Eds.), Tutorials in motor neuroscience.

Wulf, G., Eder, S. & Parma, J. (2005). Observational practice and attentional focus: Benefits of instructions inducing an external focus. Unpublished manuscript: University of Nevada, Las Vegas.

Wulf, G., Shea, C.H., Park, J.H. (2011). Attention in motor learning: Preferences for and advantages of an external focus. Research quarterly for exercise and sport, 72, 335-344.

 

 

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.